Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , ,

Es bien sabido que los libros tienen el poder de trasladarnos a otros mundos, otros lugares, otras realidades… En ocasiones, una tertulia literaria también puede ostentar dicha potestad.

Con Alejandro Romera en La Rayuela

Con Alejandro Romera en La Rayuela

Tal fue el caso de la jornada con Alejandro Romera, que tuvo lugar el pasado jueves 21 de febrero, en Salamanca. Recibimos al autor entre tapas y en un ambiente de lo más distendido. Ya despuntaba el sol en lo alto cuando nos dirigimos al centro histórico para comer en el “Musicarte”, momento en que pudimos disfrutar, no sólo de un buen tentempié, sino también de una muy agradable y amena conversación con Alejandro. Siguió a la comida el ya clásico café en “El Corrillo”, donde se unió a nosotros el librero decano Antonio Rivas, con quien nos reuniríamos más tarde para culminar nuestro apretado programa en su librería. Desde la cafetería nos pusimos en marcha hacia la sede de la televisión de Castilla y León, donde, siguiendo con el proceder habitual, el autor fue entrevistado en relación a sus dos obras (“Miradas de Ébano” y “Kichay”), acompañado por Juan Luis Vera, uno de los organizadores de las Jornadas de Chiado Editorial junto con Carlos María Cabrerizo y Carlos de Tomás.

Un momento de la tertulia en la Rayuela

Un momento de la tertulia en la Rayuela

Llegados al Café La Rayuela, nos embarcamos en una interesante tertulia que navegó entre temas amplios y diversos, siendo uno de los más recurrentes las experiencias vividas en África por el propio autor. En palabras de Alejandro Romera, “Miradas de ébano” es un libro de viajes novelado, una historia que se sumerge en la ficción de unos personajes para retratar, en algunos momentos, vivencias y sensaciones reales del escritor en su viaje a Ghana, y en otros, experiencias pergeñadas desde la empatía y la imaginación. Alejandro nos hizo ver aspectos tanto negativos como positivos de la vida en África, destacando la fuerza de las sonrisas predominantes entre sus gentes, pese a las situaciones extremas de pobreza. Además, nos divertimos y nos emocionamos ante algunas anécdotas que tuvo a bien compartir con nosotros y que hicieron las delicias de los presentes.

Presentación en la Librería Rivas

Presentación en la Librería Rivas

“Kichay”, su publicación más reciente, también detentó un papel protagonista en el marco incomparable del Café La Rayuela. Como bien nos explicó Alejandro, se trata de un libro de relatos independientes que tienen en común el planteamiento de algún tema humano trascendental o, al menos, digno de reflexión. Apoyándose en muchos casos en la fantasía, este breve volumen nos presenta perspectivas sorprendentes e imaginativas de las situaciones más cotidianas, como pudimos comprobar con la lectura de alguno de ellos. Ante la pregunta (según parece, inevitable) del sentido del título, el autor nos remitió al relato que cierra el libro, donde cada lector podrá perfilar su propia interpretación del término “Kichay”.

En la Librería Rivas, con Alejandro Romera

En la Librería Rivas, con Alejandro Romera

Por supuesto, la tertulia, larga y muy entretenida, no se limitó a estos temas. Se habló también de las influencias del autor a la hora de construir “Miradas de ébano”, así como otras obras relacionadas con la historia del continente africano y, con ellas, múltiples experiencias. Tuvimos un amplio debate acerca de la labor solidaria de las ONG, así como su discutible papel como “lavaderos de conciencia de occidente”, como apuntaba uno de los asistentes. Se dispararon otros temas de corte social, en los que se animó a participar José Villalba Garrote, autor invitado a la Jornada Literaria del 25 de abril y que también quiso acompañarnos en esta ocasión.

Alejandro Romera firmando ejemplares en la librería Rivas

Alejandro Romera firmando ejemplares en la librería Rivas

Entre unos temas y otros, cuando quisimos darnos cuenta era hora de salir hacia la Librería Rivas, donde se llevaría a cabo la firma de ejemplares en un ambiente festivo y cercano. Los vinos de Vinoteca La Vendimia fueron testigos de una excelente presentación por parte de Alejandro Romera, seguida de multitud de preguntas acerca de su obra y trayectoria. Las conversaciones y las risas sonaron hasta bien avanzada la noche salmantina, recordándonos, tanto a los que allí estábamos como a los que ahora leéis estas líneas, que la literatura está muy lejos de ser una vía vetusta o aburrida. Como cada día corroboran nuestros asistentes más habituales, las tertulias de Chiado Editorial están muy lejos de ser debates muy elevados en los que sólo pueden participar los que saben mucho. Esto no hace sino mostrarnos que estamos logrando nuestro objetivo: crear un espacio de charla agradable entre lectores y escritores que permita a cada cual hablar de lo que quiera, en un ambiente amigable donde no importa la “calidad” (si es que se puede emplear tal distinción, que lo dudo) de una aportación, sino el hecho de compartirla. Compartir, ahí reside la verdadera calidad y la razón de ser de estos encuentros.

No queda sino agradecer a Alejandro Romera, como al resto de autores invitados hasta la fecha, su buena disposición en todo momento, su amabilidad y su ofrecimiento a venir hasta Salamanca a compartir esta estupenda tarde a nuestro lado.

Cuatro autores en el Corrillo, un clásico de las Jornadas. De izquierda a derecha, Juan Luis Vera, Carlos María Cabrerizo, Alejandro Romera y Carlos de Tomás

Cuatro autores en el Corrillo, un clásico de las Jornadas de Chiado Editorial. De izquierda a derecha, Juan Luis Vera, Carlos María Cabrerizo, Alejandro Romera y Carlos de Tomás.

juan luis vera, para jornadas literarias de chiado 2013
Anuncios